El blog donde puedes encontrar todo sobre contabilidad

martes, 6 de marzo de 2018

¿Que es la Copropiedad? y su tratamiento en la LISR.

La Copropiedad es la existencia de pertenencia entre dos o más personas físicas o morales, o en combinación de estas. Sin embargo en nuestra leyes fiscales sólo regulan la copropiedad cuando son entre personas físicas.

La LISR establece a la copropiedad cuando las personas físicas perciben ingresos de la siguiente manera:

1. Ingresos por arrendamiento, y en general, por otorgar el uso o goce temporal de bienes inmuebles.

2. Ingresos por enajenación de bienes.

3. Ingresos por adquisición de bienes.

4. Ingreso por Actividades Empresariales.

5. Otros ingresos de las personas físicas.

Conforme al Artículo 938 del C. C. establece que la copropiedad existe "cuando una cosa o un derecho pertenecen proindiviso a varias personas".

Su tratamiento Fiscal con la LISR, es la siguiente:

Conforme al arículo 92 de la Ley de ISR, cuando los ingresos de las personas físicas deriven de bienes en copropiedad, se deberá designar a uno de los copropietarios como representante común. Este cumplirá las obligaciones siguientes por las operaciones en copropiedad:

1. Llevar los libros correspondientes.

2. Expedir los comprobantes fiscales y recabar la documentación que determinen las disposiciones fiscales.

3. Cumplir con las obligaciones en materia de retención de impuestos, conforme a la ley citada.

Los demás copropietarios deberán de responder solidariamente por el incumplimiento de las obligaciones del representante común.

Por otra parte, como se menciono anteriormente en el Codigo Civil se establece que el concurso de los copropietarios, tanto en los beneficios como en las cargas tributarias, será proporcional a sus respectivas porciones.

1. Ingresos por arrendamiento y en general por otorgar el uso o goce temporal de bienes inmuebles (artículo 123 del Reglamento de la Ley del ISR).

Cuando los ingresos por otorgar el uso o goce temporal de bienes inmuebles se deriven de bienes que se encuentren en copropiedad, las declaraciones de pagos provisionales y del ejercicio deberán
presentarse por cada uno de los copropietarios (representante común y representados) por la parte de ingresos que les correspondan.

En estos supuestos, los contribuyentes podrán restar la parte proporcional de las deducciones relativas al periodo por el que se presenta la declaración.

Según el primer párrafo de la regla 3.11.2 de la Resolución Miscelánea Fiscal, los contribuyentes podrán nombrar a un representante común para que, a nombre de los copropietarios, sea el encargado de realizar el cálculo y entero de los pagos provisionales del ISR.

2. Ingresos por la enajenación de bienes (artículos 123 y 198 del Reglamento de la Ley del ISR).
Tratándose de la enajenación de bienes que pertenezcan a una copropiedad, las declaraciones se deberán presentar por cada uno de los copropietarios por la parte de ingresos que les correspondan.

La ganancia se determinará por cada propietario y a cada proporción de la ganancia resultante para cada uno de ellos se le aplicará el procedimiento relativo al cálculo del impuesto anual.

En estos casos, cada contribuyente podrá restar la parte proporcional de las deducciones correspondientes al periodo por el que se presenta la declaración. Cuando no se pudieran identificar las deducciones que correspondan a cada copropietario, las mismas se harán en forma proporcional a los derechos de copropiedad.

Según el primer párrafo de la regla 3.11.2 de la Resolución Miscelánea Fiscal, los contribuyentes podrán nombrar a un representante común para que, a nombre de los copropietarios, sea el encargado de realizar el cálculo y entero de los pagos provisionales del ISR.

3. Ingresos por la adquisición de bienes (artículo 206 del Reglamento de la Ley del ISR).

El cálculo del impuesto anual, así como del pago provisional, se deberá efectuar por cada uno de los copropietarios por la parte de ingresos que les corresponda.

El cálculo del impuesto anual se determinará considerando las deducciones relativas a los ingresos por adquisición de bienes, en forma proporcional a los derechos de copropiedad.

4. Ingresos por actividades empresariales (artículo 108 de la Ley del ISR).

Cuando las actividades empresariales se lleven a cabo a través de una copropiedad, el representante común designado determinará la utilidad fiscal o la pérdida fiscal que se obtenga por dichas actividades.
En este caso, el representante común designado cumplirá por cuenta de todos los copropietarios las obligaciones señaladas en la Ley del ISR, incluso la de efectuar pagos provisionales.

5. De los demás ingresos de las personas físicas (artículo 218 del
Reglamento de la Ley del ISR).

Los ingresos percibidos en copropiedad corresponderán a cada persona física en la proporción a que tenga derecho.

En este supuesto, los pagos provisionales y las declaraciones anuales se deberán efectuar por cada uno de los copropietarios por la parte de ingresos que les corresponda.

1. Régimen de incorporación fiscal (artículo 111 de la Ley del ISR).

Las personas físicas que realicen actividades empresariales en copropiedad podrán tributar en este régimen fiscal, siempre que reúnan los requisitos siguientes:

a) La suma de los ingresos de todos los copropietarios, sin deducción alguna, no hubiera excedido en el ejercicio inmediato anterior (2014) de $2’000,000.00.

b) El ingreso individual que a cada uno de los copropietarios les corresponda, sin deducción alguna, adicionado de los ingresos derivados de ventas de activos fijos propios de su actividad empresarial, no hubiera excedido en el ejercicio inmediato anterior (2014) a la cantidad de $2’000,000.00.

Share:
Con la tecnología de Blogger.

Follow by Email

Viaja a donde quieras!

Despacho y Consultoría TSM

Despacho y Consultoría TSM
Despacho y Consultoría TSM

Google+ Followers